temperatura de ida y retorno habituales en calefacción radiante;0.00

0.00

CALDERAS DE CONDENSACIÓN Y DE BAJA TEMPERATURA.

Calderas de condensación: son, en la actualidad, de las mejores elecciones para conseguir calefacción y/o agua ardiente sanitaria con la máxima eficacia, consiguiendo un enorme ahorro energético en relación a las calderas comúnes. En el presente artículo, vamos a explicar de qué manera marchan las calderas de condensación y las virtudes que contribuye. Además, indicaremos las condiciones inmejorables de desempeño, para sacarle el mayor desempeño viable. Otra alternativa son las calderas de baja temperatura, más asequibles pero del mismo modo con buenísimos desempeños. Observaremos asimismo, exactamente en qué radica su desempeño.

La app de la curva de calentamiento en la práctica.

Como cliente final, comunmente no puede entrar a todos y cada uno de los factores de su sistema de calefacción. La curva de calentamiento es una de ellas, puesto que la configuración necesita entendimientos y experiencia especialistas. Su instalador de calefacción primero configurará y ajustará precisamente la curva de calefacción. Pero en este momento se precisa su aportación, pues los comentarios de los habitantes cuentan por la apuesta próximo. Por consiguiente, corrobora todos los días a lo largo de una semana (o aun mucho más) si se llegan a las temperaturas deseadas en sus habitaciones.Si hay desviaciones por arriba o abajo, anote el tiempo y el valor.

Antes de poder determinar y cambiar la curva de calefacción, se necesita un paso esencial: el equilibrado hidráulico. Un sistema de calefacción tiene múltiples usuarios, que acostumbran a tener distintas resistencias en el circuito y todos necesitan distintas proporciones de agua. En el momento en que un sistema no está regulado y balanceado, puede pasar un avance de calor dispar y un estruendos molesto. El resultado es un consumo relevantemente mayor de calor y electricidad.

¿Pero qué es la aerotermia?

Aerotermia es la denominación comercial que usan los desarrolladores de equipos de climatización para las bombas de calor aire-agua de tipo familiar comunmente con rangos de potencias de 4 a 16 kW. La noticia, aparte de la denominación comercial y la fuerte campaña de marketing que se hizo para ingresar estos equipos como opción alternativa a calderas o splits, radica en achicar de tamaño las bombas de calor y las enfriadoras que se usaban en las edificaciones terciarios y la industria para adecuarlas al mercado residencial. Por consiguiente, no es una tecnología totalmente novedosa, sino es un avance de equipos comunes en las instalaciones de tiempo ya hace varios años.

No entraré a argumentar en aspecto qué es una bomba de calor, está magníficamente contado en Wikipedia. Si no tienen ganas de leer está bastante bien explicado en este vídeo de Thermor. En síntesis no es mucho más que una máquina frigorífica reversible (es con la capacidad de proveer calor o frío) que cede o toma calor del aire exterior y la disipa o absorbe de un circuito interior de agua que nutre radiadores, hacen coiles o tierra brillante. Específicamente, los equipos de aerotermia acostumbran a estar formados por una unidad exterior de tamaño y forma afín a la de los splits comúnes y que tiene dentro un intercambiador exterior y el compresor. Y una unidad interior o hidrokit que incluye el intercambiador entre el fluido refrigerante y el agua y de tamaño como una lavadora, o como una nevera si incluye el depósito de ACS. Las dos entidades se unen por un circuito de cañerías con un fluido frigorífico. A fin de que preparen agua ardiente, aparte, han de estar dotadas de un acumulador o depósito comunmente sobre 150 l de aptitud. En ciertos modelos, la parte hidráulica del hidrokit está incluida en la unidad exterior y se los conoce como equipos sólidos o monoblock. Con estos modelos no es requisito reservar espacio interior que en algún caso puede ser atrayente.

El suelo brillante y su eficacia

Eso sí, desde el criterio sostenible el suelo brillante tiene las de ganar. Hablamos de un sistema de calefacción que como ahora vimos usa agua a baja temperatura, con lo que la eficacia de la instalación es considerablemente mayor, alcanzando ahorros del 15 al 20% en relación a la calefacción clásico (todo y que es dependiente del pavimento final que escogemos), y encima puede llegar a usarse únicamente ¡con la aportación de cuadros solares térmicos cien% energía renovable! Además de esto, es viable diseñar el sistema a fin de que en los meses de calor sea asimismo refrescante, si bien esta propiedad piensa mayor contrariedad técnica por las pretensiones de control de la humedad para eludir condensaciones en la área del pavimento, más que nada en zonas de humedad ambiental alta, como en la región de levante donde, donde estamos trabajando en GMG Arquitectes Castelló.

Deja un comentario