la calefacción se me para a menos de 20 grados;0.00

0.00

– La temperatura en el exterior

La temperatura exterior tiene un encontronazo dentro de tu casa. Cuanto mucho más sea el calor, mayor va a ser el tiempo que vas a deber sostener encendido el aire acondicionado. En especial en el momento en que los escenarios de humedad son altos, en tanto que tu unidad primero va a deber eliminarse para lograr enfriar de manera correcta la habitación.

Ten en cuenta que no tienes que inquietarte si tu aire acondicionado se demora un tanto mucho más en enfriar tu hogar en comparación con otros días, puesto que probablemente solo sea un incremento de temperatura en el exterior . Tras todo, en verano, hace días que hace mucho más calor.

No tiene capacidad a temperaturas exteriores bajas

Otro fundamento por el que acostumbran a dejarnos tirados este género de equipos es el bajo desempeño que dan con temperaturas exteriores inferiores de 5ºC. Si la persona que instala el aparato efectúa el cálculo de cargas térmicas «a ojímetro», posiblemente instale un aparato cuya capacidad nominal se ajuste a la demanda del local, pero no tenga presente que la capacidad que proporciona el aparato con temperaturas exteriores bajas puede ser inferior a la nominal señalada por el desarrollador.

Observemos un caso de muestra, en la tabla de la imagen se expone la capacidad que proporciona un aparato a distintas temperaturas exteriores. Podrían vendernos una bomba de calor con capacidad nominal 19,8kW suponiendo que basta para nuestro local pero, como puede verse en la parte subrayada en amarillo, el día que la temperatura exterior sea 0ºC el aparato solo podría sugerir 14 ,3kW lo que, si no se tuvo presente, podría dejarnos tirados justo en el momento en que mucho más se precisa (días mucho más fríos).

¿Es esto un inconveniente?

Para iniciar, hay que decir que todo lo mencionado no debería representar un inconveniente jamás, ni en este momento ni anteriormente, en tanto que solo hay que preguntar las tablas de habilidades/temperaturas y elegir un aparato que de la capacidad precisa en el momento en que tengamos la temperatura mínima de la región donde se instala.

Fíjenos por poner un ejemplo en esta tabla:

La caldera no comienza, no hace nada

Síntomas: Al abrir el agua ardiente la caldera no comienza (no llega estudiar la llama ), no se escucha ningún sonido de desempeño, ni prende ningún indicativo lumínico, o sea, no hace nada.

Fallo: El inconveniente lo causa el caudalímetro (o descubridor de fluído de agua), está atascado o roto. Hay que adecentar o sustituir.

¿Y la temperatura exterior?

Poner el aire acondicionado a 25º es mucho más que bastante para sentirse cómodo en cualquier habitación. Los especialistas aconsejan no sobrepasar los 12º, en comparación con la temperatura exterior, en tanto que esto puede producir daños en tu organismo, más que nada en el sistema respiratorio.

Si llegas a casa con bastante calor, no exageres en la temperatura que lo ubiques a tu aire acondicionado. El cuerpo humano precisa un tiempo para aclimatarse, por consiguiente, es conveniente centrar la temperatura a 25º, solo de esta forma evitarás probables anomalías de la salud y vas a tener la posibilidad de sugerir a tu cuerpo la tranquilidad que precisa en temporadas de calor.

Deja un comentario